Dámaso Quintana: «siempre que Cunext pueda ayudar a Córdoba, lo va a hacer»

Dámaso Quintana: «siempre que Cunext pueda ayudar a Córdoba, lo va a hacer»

El presidente ejecutivo de Cunext Group, Dámaso Quintana, ha afirmado en el ‘II encuentro Datta Capital” que «siempre que Cunext pueda ayudar a Córdoba, lo va a hacer». En ese sentido Quintana ha reiterado que pese al enorme tamaño de este grupo empresarial y sus intereses repartidos en multitud de países, la toma de decisiones está en Córdoba, «por lo que queremos que vaya como un tiro». El presidente de Cunext ha insistido en que el compromiso con la ciudad va más allá de lo económico: «es emocional».

Este ‘II encuentro Datta Capital’ se ha llamado «Escenario Económico Global» y ha tenido lugar en el salón de actos del restaurante ‘El Mirador del Río’, situado en Carlos III. El propósito de estos encuentros es acercar a personas relevantes, de nivel nacional e internacional, a los socios de Datta Capital, pues se tratan de actividades de acceso restringido. El primero de estos encuentros tuvo lugar el pasado 27 de enero y contó con la presencia del autor de ‘La Filosofía del Bitcoin’, Álvaro de María. Este libro es el más vendido de Amazon en la sección de economía y filosofía. El segundo se ha centrado en la interpretación de la actualidad económica a partir de la perspectiva de Cunext Cooper, la empresa más importante de Córdoba, con 1.200 millones de euros en facturación anual.

Cunext Cooper es la empresa más importante de Córdoba en facturación

El encuentro ha contado con una introducción de Dámaso Quintana precisamente sobre los orígenes de Cunext hace décadas con Ibercobre y su extensión posterior por multitud de países. De hecho cuenta con fábricas en Turquía y Argentina, así como presencia en Méjico, Estados Unidos, Italia, China o Escocia. «La empresa que no crece, decrece», ha sentenciado el presidente de este gigante multinacional en ese sentido. «Si quieres estar en mercados maduros tienes que tener capacidad de crecimiento inorgánico». Tras ese prólogo, el evento ha continuado a modo de pregunta-respuesta, con los socios asistentes de Datta Capital como entrevistadores de excepción. Esto ha dado lugar a un interesante debate que ha tocado un sin fin de cuestiones. Quintana ha estado flanqueado en la mesa por dos de los responsables de Datta Capital, Alfredo Romeo y Cruz Guijarro, que han ejercido como presentadores y ocasionales conductores de la conversación.

Dámaso Quintana en el centro. A la derecha, Cruz Guijarro. A la izquierda, Alfredo Romeo.

LA HUELGA DEL TRANSPORTE Y LA GUERRA DE UCRANIA

Los asistentes al acto han tenido la oportunidad de saber de primera mano cómo está afectando la huelga del transporte a Cunext. Quintana ha reconocido que tienen a su fábrica de Vitoria parada y que hay 4.000 toneladas de aluminio en el puerto de Bilbao inmovilizadas. A eso hay que sumar los días de cierre de la fábrica en Córdoba. El presidente de Cunext se ha mostrado favorable a la negociación del Gobierno, que considera debió tener más premura, pero a la vez ha mostrado su desacuerdo con las reivindicaciones de los convocantes: «quieren que les garanticen tener ganancias, y a garantizar el dinero se le llama comunismo».

En cuanto a la situación generada por la guerra ruso-ucraniana, Quintana ha indicado que debido a la inflación y otros factores, Cunext tenderá hacia el autoconsumo, entendido en esta caso con una inversión que por un lado va desde las cubiertas hasta por otro hacia la puesta en marcha de centrales eléctricas propias. El presidente de Cunext, a nivel global, ha manifestado que los grandes ganadores de esta guerra serán China y Estados Unidos, mientras que los perdedores son Europa, Rusia y Ucrania.

Asimismo, el invitado por Datta Capital ha asegurado que se va a producir una transición energética como no había sucedido en los últimos siglos y que igualmente se producirá una reestructuración de los suministros: «se habían ido a Asia pero van a volver a la proximidad».

El presidente ejecutivo de Cunext Group sí que ha aclarado un punto que no invita al optimismo: «con la electricidad por encima de 300 y el gas por encima de 200 ninguna fábrica puede funcionar».

Pero además de estos malos augurios también tuvo tiempo para contar anécdotas, como el hecho de que el responsable de personal en su planta de Estados Unidos fue jefe de reclutamiento en los marines, por lo que ha seleccionado a muchos de ellos para trabajar allá: «aquello parece Fort Knox», ha indicado entre risas.

MÁS ANDALUCÍA Y MÁS CÓRDOBA

El debate, vertebrado como indicamos por las preguntas de los asistentes, se ha adentrado también en las posibilidades y recursos de Andalucía, y Córdoba junto a ella. En ese sentido, Quintana ha manifestado reiteradamente su admiración por el crecimiento de Málaga y lo que se está generando en ella, sobre todo en el plano tecnológico. A su vez ha apuntado hacia la generación de un clúster alimentario en la región como una de las puntas de lanza de su economía: «y Córdoba en ese sentido ha de buscar valor añadido». Y una predicción para el futuro: «Andalucía es la comunidad autónoma ganadora a 2040». Aunque eso sí, previamente, considera que la región ha de contar con más multinacionales y entre quince o veinte empresas más cotizadas en bolsa.

NEXT GENERATION

En cuanto a los fondos ‘Next Generation‘, Quintana cree que posiblemente se pierda una gran oportunidad, «y si lo hacemos mal nos pegaremos un tiro a nosotros mismos». En este sentido es pesimista, pues varios puntos hacen pensar al responsable de Cunext que el reparto no será eficaz. En primer lugar ve un error en que se distribuyan desde Madrid, cuando a su juicio deberían hacerlo las comunidades autónomas. En segundo lugar piensa que tienen un excesivo contenido en los campos de la gestoría e I+D, y escaso en el área industrial clásica. Por último intuye que se dedicarán en demasía a sostener las pérdidas de determinadas compañías estatales.

Quintana también tuvo oportunidad de hablar acerca de su concepción de negocio familiar, que a su vez convive con el interés de los accionistas, o bien sobre cómo dar ejemplo de trabajo para que, en este caso sus hijas, vean un modelo a seguir.